Minsal anuncia gratuidad del programa para tratar Alergia a la Proteína de la Leche de Vaca

La medida representa un ahorro de hasta $330.000 mensuales y $3.960.000 al año para las familias.

Jueves 17 de enero de 2019

Minsal anuncia gratuidad del programa para tratar Alergia a la Proteína de la Leche de Vaca
Escrito por Minsal/IPSUSS

A partir del 16 de enero de este año, el Ministerio de Salud amplió a los beneficiarios extrasistema el Programa Nacional de Alimentación Complementaria-Alergia a la Proteína de la Leche de Vaca (PNAC-APLV), estableciéndolo como gratuito para el sistema público y privado, es decir que incorpora no solo a usuarios Fonasa y Fuerzas Armadas y de Orden, sino también a usuarios extrasistema (Isapre, Fonasa libre elección, sin previsión u otros).

En este sentido, los beneficiarios podrán recibir hasta 4,5 kg de producto mensual de acuerdo a los requerimientos nutricionales indicados por el médico especialista. El programa incluye dos tipos de fórmulas: extensamente hidrolizada y aminoacídica. La medida representa un ahorro de hasta $330.000 mensuales y $ 3.960.000 al año para las familias.

De acuerdo al protocolo, los pacientes podrán ingresar al Programa y planificar el retiro de los productos en las siguientes tres semanas, por lo que el abastecimiento de las fórmulas en los diferentes centros de salud será progresivo y a medida que los beneficiarios vayan incorporándose al sistema.

En los últimos años se ha observado en la práctica clínica un aumento en la frecuencia de pacientes con alergia a la proteína de la leche de vaca (APLV) concordante con lo observado a nivel mundial. Se estima que el Programa puede llegar a beneficiar aproximadamente a 12.000 niños y niñas con diagnóstico de APLV al año.

La alergia a la proteína de la leche de vaca (APLV) es una de las alergias alimentarias que se define como una reacción adversa que surge de una respuesta inmune específica y es reproducible con la exposición a la APLV. “Es un problema de salud que va en aumento. Esta condición tiene un gran impacto médico, social y económico en el paciente afectado y su familia. Las formas graves de APLV así como de otras alergias alimentarias pueden causar morbilidad asociada importante e incluso amenazar la vida del paciente”, explicó la Subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza.

Por lo anterior, considerando el alto costo del manejo dietario de la APLV y junto al trabajo realizado con asociaciones de padres de niños alérgicos, se decidió incorporar esta patología al PNAC para los casos de niños y niñas con diagnóstico confirmado en los que la lactancia materna no sea posible o sea insuficiente.

Hasta septiembre de 2018 el número de beneficiarios fue de 1.464 niños con previsión Fonasa y Fuerzas Armadas y de Orden. La mayor concentración de niños se encuentra en la región Metropolitana (39%), Región de Valparaíso (12%) y Región del Biobío (8%).

“Esta medida no solo impactará social y económicamente a los pacientes y sus familias sino también en la mejora del deterioro nutricional y emocional que afectan a los pacientes, basados en la persistencia de los síntomas y la dificultad en el acceso a las fórmulas necesarias para su tratamiento”, explicó la subsecretaria Daza.

Este plan también abarca la ampliación del número de puntos de distribución a más de 400, traspasando este programa a la Atención Primaria de Salud, resultando un beneficio para la población ya que se acercará más aún al domicilio, lo que influirá además en el costo de traslado de las familias.

Cómo obtener el beneficio 

Para obtener el beneficio se debe hacer ingreso al PNAC a través de la derivación del médico especialista siguiendo los lineamientos establecidos en el Protocolo de gestión administrativa del PNAC- APLV.

Tres pasos clave:

1. El médico confirma el diagnóstico de alergia a la proteína de la leche de vaca e indica el tratamiento.

2. El médico realiza los formularios para ingreso al Programa Nacional de Alimentación Complementaria . Es importante que el cuidador verifique que el formulario completado por el médico tenga correcto los datos del beneficiario.

3. Con estos formularios, el cuidador del beneficiario, independiente de su sistema previsional, se dirige al centro de salud más cercano a su domicilio o al establecimiento en el que se encuentra inscrito para retirar sus productos.

Para más información ingresa aquí, llama a Salud Responde, o en OIRS.

Sitios de interés