¿Cuáles son los beneficios de la vacunación contra la influenza?

Ayer partió la vacunación contra la influenza para todos los grupos considerados de riesgo: adultos mayores, embarazadas de más de 13 semanas de gestación, niños entre seis meses y cinco años de edad y enfermos crónicos.

Miércoles 14 de marzo de 2018

¿Cuáles son los beneficios de la vacunación contra la influenza?
Escrito por

Claudio Figueroa y Andrea Rivas, académicos Facultad de Medicina y Ciencia, U. San Sebastián

Este año se ha adelantado la campaña de vacunación contra la influenza. Así, este 14 de marzo comienza la campaña implementada por el Ministerio de Salud, cuyos principales destinatarios son los grupos de mayor riesgo, es decir, adultos mayores, embarazadas de más de 13 semanas de gestación, niños entre seis meses y cinco años de edad y enfermos crónicos.

¿Por qué hay que vacunarse? El académico del Departamento de Ciencias Biológicas y Químicas de la Universidad San Sebastián, Claudio Figueroa, señala que “las vacunas son una forma segura de prevenir enfermedades en la población. Dentro de las que se aplican en Chile, estas se enfocan en prevenir patologías de muy alto contagio y que poseen una alta tasa de mortalidad particularmente en los niños más pequeños”.

Asimismo, indica que la importancia de las campañas de vacunación “es que reducen la incidencia en la población porque se genera el llamado efecto rebaño, para un porcentaje de las personas que por alguna condición no pueden inmunizarse. Es decir, son como barreras naturales que les permiten protegerse a todas las personas e incluso a quienes no pudieron vacunarse”.

El problema –explica Figueroa– se produce cuando la tasa de vacunación es menor al 90% de cobertura, porque “se le abre la puerta a una patología para que vuelva a circular entre la población”.

Figueroa indica que “uno tiene que tener la precaución de vacunarse siempre 14 días antes de que empiece el brote fuerte de influenza”, por eso es recomendable hacerlo en esta época, antes de que llegue el invierno.

Influenza H1N1 v/s H3N2

Andrea Rivas, académica de la carrera de Bioquímica de la USS, puntualiza que se trata de “distintos serotipos virales (es decir, virus que estimulan distintos anticuerpos), responden a las diferencias en sus proteínas. Por lo tanto, que H sea 1 o 2, o que N sea 3, significa que tienen ciertas características que las hacen distintas, manteniendo sus funciones, lo que puede hacer que la influenza que causan sea más o menos grave”.

En cuanto a su acción, la bioquímica sostiene que estos virus “infectan a través de aerosoles emitidos por las personas enfermas cuando tosen o  estornudan. Los síntomas son parecidos a una gripe común, pero más fuertes y pueden tener fiebre, tos, dolor de garganta, mucosidad nasal, dolores musculares y de cabeza. Incluso en algunos casos puede haber vómitos y diarrea”.

Rivas añade que en pacientes de alto riesgo, “las complicaciones de la influenza pueden incluir neumonía bacteriana, infecciones del oído, sinusitis y agravamiento de las afecciones crónicas, como insuficiencia cardiaca congestiva, asma o diabetes”.