¿Devolución o cambio de producto? Aclara tus dudas sobre garantías de los regalos de Navidad

Devolución de lo pagado, cambio o reparación. Estas son las tres alternativas que puede elegir el consumidor, durante los tres meses posteriores a la compra.

Viernes 28 de diciembre de 2018

¿Devolución o cambio de producto? Aclara tus dudas sobre garantías de los regalos de Navidad
Escrito por

Alejandro Gómez, abogado y coordinador Centro de Educación Ciudadana, Facultad de Derecho y Gobierno, U. San Sebastián

Que la polera me quedó chica, que la bicicleta venía con una rueda pinchada, en fin. Son cientas las razones que te pueden llevar a hacer uso de tu garantía, especialmente en época navideña. Ahora bien, llegado el momento, tu decisión la podrás canalizar mediante tres vías: Devolución, cambio o reparación.

Sobre las Garantías del Consumidorque lo primero que hay que saber es que existe el Derecho de Garantía Legal de productos, que corresponde a todos los consumidores en Chile y que está consagrado en la Ley 19.496 sobre protección de los derechos de los consumidores.Para acceder a este derecho, se debe comprar en el comercio establecido o formal. Este derecho se tiene incluso si es que se compró en una liquidación y no por comprar más barato, se tienen menos derechos.

¿En qué fijarnos? ¿Cómo se ejerce la garantía legal del producto?, entre otros, son algunas de las interrogantes a las cuales poner atención están:

La garantía legal tiene tres meses: esta se aplica sólo para los productos con fallas. Los consumidores pueden pedir el cambio, devolución o reparación de un producto con problemas por ese periodo. Tenga claro que no lo pueden obligar a elegir la reparación, porque ahí es el consumidor quién decide. Un dato importante es que tampoco pueden mandar al cliente a lugares alejados de donde compró el producto.

¿Sólo boleta?: si bien lo ideal es contar con la boleta o el ticket de cambio, también sirve cualquier otro medio que acredite la compra. Ejemplo: un comprobante de la transacción con tarjeta de crédito.

¿Y si algo no me gustó y lo quiero cambiar?: Esto ya no corresponde a la garantía legal y depende de la buena voluntad de las empresas. Muchas ofrecen 10, 30 o 60 días para cambiar un producto, por ejemplo, por la talla o color. Si hay una falla de fábrica, entonces corresponde aplicar la garantía legal, la de tres meses.

También que se debe tener presente que la elección de cualquiera de éstas corresponde exclusivamente al consumidor, el que puede optar por alguna libremente y sin ningún tipo de condición adicional.