Una mirada para reflexionar sobre la sociedad que hoy tenemos

El académico Mario Waissbluth publicó un ensayo sobre la “corrosión moral” en Chile, donde explora elementos culturales como el afán de riqueza, la costumbre de robar y el divisionismo social, desde la Colonia hasta los casos PENTA y CAVAL.

Una mirada para reflexionar sobre la sociedad que hoy tenemos

"Las culpas están compartidas entre muchos, incluidos usted y yo, a lo menos por el delito de complicidad pasiva y silenciosa con todos estos desmanes" advierte desde el principio este ingeniero y profesor universitario, que creó hace pocos años una fundación (Educación 2020) para impulsar políticas públicas que promuevan mejorías en la educación chilena de aquí al año 2020.
Ahora, en medio del torbellino provocado por los casos PENTA y CAVAL, Mario Waissbluth publicó este ensayo, que busca interpretar la crisis política y ética que la sociedad chilena está viviendo, y que ha revelado la deshonestidad que hay en todas las clases socioeconómicas.
Más que un análisis exhaustivo, el autor plantea su trabajo como "un grito de preocupación, un poco más informado y meditado que una habitual columna de prensa".
El siguiente es un extracto de algunos párrafos, para ilustrar el contenido:
...................
"En Noviembre pasado llevé nietos a un balneario. Se me acercó una señora de unos cincuenta años de edad, cuyo nombre desconozco y que llamaré NN. Entablamos este diálogo:
NN: ¿Extranjeros?
MW: No señora, chilenos.
NN: Mmmm. Yo también. Viví en Europa 20 años, volví hace un año. Detesto Chile y me quisiera ir.
MW: ¿Por qué?
NN: Ufff, tantas cosas. Jóvenes de todo nivel que hablan de manera insultante, con el hueón p'arriba y p'abajo de manera asquerosamente grosera. No están ni ahí con nada. Gente desconfiada, chaquetera, agresiva. El ambiente político. La crispación de todos contra todos. La televisión. La cochinada en las calles...
MW: Señora, no se preocupe tanto. Yo viví fuera 18 años, volví el '89. Los chilenos me parecieron igualmente agresivos, desconfiados, petulantes y chaqueteros. Estuve deprimido como un año. Con el tiempo me acostumbré, probablemente me mimeticé y ahora debo ser igualito, jaja.
Fast forward a marzo, con PentaGate, SQM, CAVAL. La imagen presidencial, del gobierno, los partidos, los empresarios y el Congreso en caída libre. Lo que es peor, con un número no menor de familiares y conocidos diciéndome lo mismo que la señora NN: "este país ya no me gusta y no quiero que mis hijos vivan acá".
Obviamente este es un comentario de elite. Los pobres ni siquiera se plantean esa idea."
........
"...detecto una pérdida esencial de solidaridad hacia los demás, expresada no sólo en mega temas como fraude tributario, o disputas políticas intrapartidarias, sino en la cotidianeidad del hurto pequeño en las oficinas, o la nula preocupación por la limpieza urbana, y más en general en conductas corruptas, clientelares o deshonestas de escala mayor, mediana y menor, en todos los estratos sociales, lo cual conduce a su vez a niveles de desconfianza interpersonal y política de los peores del mundo."
.........
"La épica y la ética de "hacer las cosas bien" no se ha visto presente en sucesivos gobiernos de ambas coaliciones, ni en la actitud de muchos trabajadores privados ni públicos. Primero estoy yo. Los demás que se jodan.
Si el anuncio es demagógico, o si la pega queda mal hecha, no importa. Sea ésta la reparación de una carretera, la instalación de una línea de banda ancha, la reforma educativa, un nuevo proyecto de ley o la atención a los pacientes en un centro de salud privado o público."
.........
"Con todos estos ingredientes se me configuró un cuadro complicado: se me está reafirmando una creciente convicción de que Chile no es un país en vías de desarrollo, por más que las cifras económicas digan otra cosa. Creo muy posible que Chile sea un país en vías de fracaso."
..............
"Propondré algunas vías de mejoramiento, que no se podrán materializar sólo en algunas leyes, o en un período de gobierno, o como algunos quisieran esperanzadamente, en una Asamblea Constituyente, sino en décadas de esfuerzo colectivo...Es un país en vías de fracaso no sólo por problemas político-institucionales de orden estructural, sino por problemas culturales de larga data, que se retroalimentan con los institucionales, y que nos están conduciendo a una creciente pérdida de cohesión social."
...........
"La corrosión moral, como también veremos más adelante, tiene como una de sus raíces el nivel de virulencia que hemos alcanzado en el "nosotros" vs. "ellos", siendo "nosotros" los del partido o coalición A, B o C, o "del gobierno" o "los empresarios", o los hinchas del Colo que procuran sacarle la mugre físicamente a los de la U, o bien los que hablan con la "sh" vs. los que hablan con la "tch", los laicos vs. los religiosos, los anti aborto vs. los proaborto y un largo etc. No hay espacio para la transacción.
En la soledad del individualismo, cada uno de nosotros busca formar parte de dos o tres grupillos de pares de acuerdo a diferentes categorías, y deriva parte de su placer cotidiano en agredir o ningunear a "los otros", los que son de otra tribu."
..........
"En todos los países se expresa con mayor o menor fuerza una cadena que va desde la segregación a la desigualdad, y de ahí a la desconfianza. ¿Qué queremos entonces para nuestros hijos y nietos? ¿Estamos de veras asumiendo nuestra responsabilidad hacia las próximas generaciones, el cuidado del país, su economía, sus valores, sus niños, su medio ambiente, o nos estamos farreando el futuro en esta fiesta del individualismo?"
...........
El ensayo La Corrosión Moral en Chile puede leerse íntegramente en la página web del autor : www.mariowaissbluth.cl