Aumento de médicos y enfermeras en los últimos 13 años

Según el informe presentado el pasado 15 de marzo por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), explica que en los 34 países que componen este organismo, la cantidad de médicos y enfermeras en los distintos estados ha aumentado progresivamente, llegando a cifras récord.

Aumento de médicos y enfermeras en los últimos 13 años

En el último informe entregado por la OCDE, sobre la cantidad de médicos y enfermeras de los países que conforman este organismo, queda a la vista que hay que mejorar la distribución territorial, la adecuación de habilidades y la gestión del sistema.

El documento afirma que en 2013, 3,6 millones de doctores y 10,8 millones de enfermeras estaban contratados en los países miembros, cifra superior a las presentadas en el año 2000 con 2,9 millones de médicos y 8,3 millones de enfermeras.

El crecimiento en el número de médicos ha sido más rápido en algunos países como Turquía, Corea y México, quienes aumentaron en un 50% sus cifras, esto debido a los niveles relativamente bajos que presentaban en el 2000. La cantidad de enfermeras también ha ido en aumento en relación a la medición anterior, destacando países como Corea y Portugal, y otros que ya tenían cifras relativamente altas como Suiza, Noruega y Dinamarca.

Chile no presenta comparación en relación al año 2000, porque su ingreso al organismo internacional ocurrió en 2009. De todas formas, el informe presenta que Chile cuenta con 1,88 médicos por cada 1.000 habitantes, lo que es considerado una cifra baja en comparación a otros países que conforman la OCDE.

El Secretario General de la OCDE, Angel Gurría, afirmó que “la evolución de las necesidades de salud y de atención a largo plazo de las poblaciones que están envejeciendo, debería estimular la innovación en el sector salud, donde la atención debe centrarse en crear empleos adecuados, con las habilidades correctas, en los lugares apropiados”.

Además, Gurría agregó que “los países deben cooperar más para asegurar que el mundo logre que se hagan inversiones estratégicas en el personal del sector salud, que son necesarias para lograr la cobertura de salud universal y una atención de alta calidad para todos”.

El informe también presenta un problema en los médicos y enfermeras, en donde expone que aproximadamente la mitad de los doctores y el 40% de las enfermeras están subcalificados para algunas tareas que deben realizar por ejemplo, y que al mismo tiempo existe un gran número de estos profesionales que están sobrecalificados para la realización de su trabajo.

Es por eso, que la OCDE propone que se deben entregar los empleos adecuados, a través de capacitaciones que sepan satisfacer las necesidades futuras de cada uno de los países. Además, de asegurar que estos profesionales adquieran las habilidades y competencias que le brinden oportunidades para que se adapten durante su vida laboral y poder brindar el acceso a la atención médica con una distribución geográfica más uniforme.