Proyecto de salud USS promueve nuevo modelo de atención de pacientes

El tránsito desde el paradigma de curar al de cuidar, es el foco que el Programa Paciente Empoderado que la Universidad San Sebastián ha desarrollado en 25 comunas del país, beneficiando a más de 2.500 pacientes de la Atención Primaria de Salud.

Miércoles 5 de diciembre de 2018

Proyecto de salud USS promueve nuevo modelo de atención de pacientes
Escrito por María Graciela Opazo

Distintos actores han calificado al Programa Paciente Empoderado del Instituto de Políticas Públicas en Salud (IPSUSS) de la U. San Sebastián, como un modelo virtuoso, en el que se complementa el aprendizaje de estudiantes, el vínculo con la comunidad y la educación de pacientes crónicos, a través de talleres en los que se les enseña a cuidar su salud.

“Esta experiencia produce una magia en las personas que se sienten felices y llevan a sus casas y familias lo aprendido en el programa. Se les da la posibilidad de tener algo que con nuestros equipos de salud no pueden tener  en razón de la carga asistencial y las exigencias que no permiten que puedan dedicarse exclusivamente a la prevención. Además, es un círculo virtuoso en que se forman competencias en el terreno y se hace aprendizaje basado en la experiencia práctica”, indicó Adriana Tapia, jefa de la División Atención Primaria del Ministerio de Salud.

En sus cuatro años, el Programa Paciente Empoderado ha beneficiando a más de 2.500 personas con enfermedades crónicas, de 25 comunas donde la Universidad San Sebastián está presente.  

“La manera de hacer las cosas es determinante y se define en cada contexto de la comuna, en donde hemos visto un trabajo serio y ajustado a la realidad, a la medida de las localidades, demostrando que es necesario atender integralmente la salud de los pacientes”, destacó Mary Guinn Delaney, asesora regional de Unesco en Educación para la Salud y el Bienestar. 

Por su parte, el representante de la Organización Mundial de la Salud y Organización Panamericana de la Salud (OMS/OPS) en Chile, Gerardo de Cosío, destacó el modelo de cuidado que trabaja la universidad a través de esta iniciativa. “Chile empieza a enfrentar problemáticas de salud como las asociadas al adulto mayor y es por eso que este proyecto es clave, porque empoderar a nuestros pacientes para que tomen el control de su salud es demasiado importante, sobre todo cuando hablamos de enfermedades crónicas y de prevención de problemas de salud que retrasen algunas complicaciones en los pacientes crónicos”.

Todas las autoridades estuvieron presentes en el balance 2018, donde se distinguió a los académicos y estudiantes que participaron del programa.

Para el rector de la U. San Sebastián, Carlos Williamson, esta iniciativa ha permitido complementar el aprendizaje: “Desde el punto de vista de la formación esta es la oportunidad de tener un complemento al trabajo de campos clínicos, atendiendo a personas que necesitan del apoyo, como enfermos crónicos y jóvenes. Por tanto, ha sido una tremenda oportunidad que ha logrado crear un desarrollo virtuoso desde el punto de vista del apoyo desde la universidad a la comunidad”.

Características del programa

El Programa Paciente Empoderado consta de 13 talleres prácticos cuyos objetivos son: que las personas conozcan las causas de su enfermedad y las consecuencias en caso de no cuidarse debidamente; reconozcan los síntomas para identificar cuando está fuera de control; adhieran a su tratamiento y mantengan un estilo de vida saludable, haciendo ejercicio en forma regular, adecuado a su condición de salud, y llevando una alimentación balanceada.

Entre los estudiantes voluntarios, se encuentra Loreto Monardez, quien desde 2015 ha participado en el programa y hoy lo sigue haciendo como psicóloga titulada de la USS. “Este trabajo nos relaciona y acerca a los estudiantes a las distintas áreas, y eso marca un camino hacia la integración y trabajo multidisciplinario que define nuestra labor y el sello USS”, dijo.