El aporte de las plantas medicinales para mejorar la calidad de vida

Iniciativa de la Facultad de Ciencia de la Universidad San Sebastián, busca fomentar la fitoterapia y el uso informado de plantas medicinales para complementar los tratamientos de diversas dolencias.

El aporte de las plantas medicinales para mejorar la calidad de vida
Escrito por USS

El uso de plantas medicinales para aliviar distintos malestares es una tradición arraigada en Chile. Muchos les llaman “recetas de la abuela” y nadie parece tener prejuicios con su consumo. Muy por el contrario, hay muchas familias que las autocultivan y las mantienen en sus hogares para utilizarlas ante síntomas y malestares. De hecho, estadísticas de la Comisión Nacional de Agricultura Orgánica, muestran que en 2014 había 110,5 hectáreas cultivadas con hierbas medicinales y/o aromáticas.

Menta, boldo, manzanilla, matico y cedrón son algunas de las más populares y según la tradición popular cada una de ellas tiene una función específica. Sin embargo, no todos conocen sus reales propiedades y si podrían tener contraindicaciones, especialmente si sus compuestos interactúan con alguna sustancia presente en algún medicamento tradicional que se esté consumiendo.

Un desconocimiento que podría tener consecuencias mayores sin la supervisión e información adecuadas, pues conlleva el riesgo a la automedicación y al uso irracional de las plantas medicinales como alternativas terapéuticas, afectando la salud y facilitando la descompensación.

Justamente con el objetivo de formar hábitos saludables y entregar información específica sobre diagnóstico médico, manejo no terapéutico y planta medicinal, la carrera de Química y Farmacia y el programa de Bachillerato en Ciencias de la Salud de la sede Concepción de la Universidad San Sebastián, ejecutan el proyecto “Formación en vida saludable y fitoterapia para comunidad general con énfasis en adulto mayor”, en el que ya han participado unos 170 estudiantes a cargo de 5 docentes de las especialidades.

El trabajo específico se desarrolla con la comunidad “Quiero mi barrio”, en la comuna de San Pedro de la Paz, en la Región del Biobío, y está orientado fundamentalmente a evitar la automedicación y minimizar los riesgos, disminuyendo las consultas de urgencia por patologías como dolores de tipo reumático y otras. Todo esto a través de talleres educativos sobre técnicas y materiales de agricultura orgánica y hábitos saludables.

Jardín botánico

Como todo el aprendizaje se desarrolla mejor en la práctica, se creó el “Jardín Medicinal Carelhue Lawen” -en dependencias del campus Las Tres Pascualas- gracias a un trabajo conjunto entre los estudiantes y los vecinos, donde se cultivan las hierbas que se utilizan como insumos para los talleres.

Para la académica Alejandra Piderit, directora del Programa de Bachillerato en Ciencias de la Salud, “gracias a este proyecto los estudiantes tienen una primera oportunidad de explorar y desarrollar las habilidades blandas que serán necesarias para su desarrollo profesional, tanto en su formación y posterior desempeño en el área de la salud; mientras que la población adulta mayor logra obtener los conocimientos básicos sobre el uso adecuado de plantas medicinales y qué hábitos saludables son los que deben ser propiciados para tener y mantener una excelente calidad de vida”.

A futuro se proyecta la implementación de un “Centro de Información en hierbas medicinales y fitoterapia”, donde se dará orientación a las situaciones planteadas por la comunidad y en el cual participarán de forma directa los estudiantes de pregrado de Bachillerato en Ciencias de la Salud y Química y Farmacia.